La casa de Ricardo Palma en Miraflores, Lima

Esta casa es, nuevamente, la casa de Ricardo Palma y al recorrerla resulta necesario hacer un esfuerzo para no imaginarse que al entrar en una de las habitaciones nos encontremos con el tradicionista mirándonos sorprendido.

casa ricardo palma miraflores lima

En la “Ciudad Heroica” de Miraflores existe una joya de la cultura, la historia y la tradición. Hoy es conocida como la Casa Museo Ricardo Palma, situada en la esquina de las calles que llevan los nombres de Belisario Suárez y Narciso de la Colina, dos héroes de la Guerra del Pacífico como lo fue Palma, que combatió al invasor en los reductos de Miraflores al lado de sus vecinos en el Batallón N° 4.

En diciembre de 1912, doña Irene Victorica y Menacho adquirió el terreno ubicado en la esquina de las calles Colina y Suárez, de unos 470 m2, y construyó una casita a la que Palma se trasladó una vez que la terminaron de construir.

Datos de su construcción

La construcción sigue el patrón de los “ranchos” levantados a comienzo del siglo XX: una sola planta de adobe, con ventanas decoradas con gruesas jambas y ornamentación floral hecha en yeso, aseguradas con rejas de hierro fundido formando volutas. A la entrada de la casa hay un pequeño jardín separado de la calle por una reja de hierro y rematado en un pasadizo de losetas al que se llega subiendo una grada.

Casa Ricardo Palma

El interior constaba de doce habitaciones, un patiecito y un pasadizo con techo sobre elevado, de madera, que deja pasar la luz y ventilación y proporciona a la casa un aspecto alegre. Hacia ese pasadizo, alineados, daban los dormitorios y el baño. Palma eligió la pieza de la entrada para que fuera su gabinete de trabajo, donde pese a su avanzada edad (tenía 80 años cuando se trasladó a esa casa) se ocupaba de su correspondencia y recibía a los visitantes, muchos de ellos ilustres personalidades de la cultura y la política.

Los dormitorios estaban ocupados por sus hijas Angélica, Augusta y Reneé, además del destinado a sí mismo. En esta casa Angélica, la hija mayor dedicó su vida entera a su padre, y durante los últimos años de vida de éste fue su secretaria, enfermera y compañía constante.

¿Qué pasó con la casa tras la muerte de Ricardo Palma?

Después de la muerte de Palma y que su familia dejara la casa, el inmueble siguió ocupado por otras familias y en la década del 50 fue dedicado a una escuelita fiscal de enseñanza primaria de nombre “Angélica Palma”.

El 19 de enero de 1962 se dio la Ley 13898 que declaró la casa “monumento histórico nacional”. Con el dinero donado por muchas personas, empresas e instituciones, con un importante aporte de la Municipalidad de Miraflores y con el legado testamentario de doña Augusta Palma (fallecida el 18 de junio de 1963), se adquirió la casa como una muestra del aprecio de la comunidad por Ricardo Palma y su obra y de la dedicación y empeño de personas que decidieron salvar esta casa de su posible destrucción.

Esta casa es, nuevamente, la casa de Ricardo Palma y al recorrerla resulta necesario hacer un esfuerzo para no imaginarse que al entrar en una de las habitaciones nos encontremos con el tradicionista mirándonos sorprendido.

Ricardo Palma nació en Lima en 1833. De familia humilde, su padre le dio la mejor educación que sus escasos recursos podían conseguir. Desde muy joven se dedicó al periodismo y colaboró en las más importantes publicaciones de la capital; dirigió El Burro y la importante Revista de Lima. Entre 1852 y 1860 integró el cuerpo administrativo de la Marina Peruana como contador y, mientras navegaba, pudo leer los clásicos españoles. A raíz de una aventura política promovida por los liberales, entre 1860 y 1862 estuvo desterrado en Chile. Después de viajar a Europa, Brasil y Estados Unidos (1864-1865), se dedicó a la política, llegando a ser secretario del Presidente de la República José Balta, y senador por Loreto. Participó en el Glorioso Combate del 2 de Mayo de 1866, por lo que fue condecorado. Cuando estaba completamente dedicado a sus tareas de escritor, defendió a la patria en el Batallón N° 4, junto a otros heroicos vecinos, en los reductos de Miraflores y pudo ver, cómo los chilenos incendiaron su casa donde se perdió su valiosa biblioteca de 4000 volúmenes. Al protestar públicamente por el alevoso saqueo de la Biblioteca Nacional fue detenido y apresado por las fuerzas chilenas de ocupación.
Por encargo del gobierno, entre 1883 y 1912, asumió la responsabilidad de reconstruir y dirigir la Biblioteca Nacional durante 29 años, lo que logró exitosamente a base de su prestigio personal pues carecía de recursos. En 1892 representó al Perú en España en los actos conmemorativos del IV centenario del descubrimiento de América.
Fue poeta, dramaturgo, novelista, lexicógrafo, historiador, periodista y, sobre todo, autor de diez series de las famosas Tradiciones Peruanas, subgénero literario que creó y tuvo rotundo éxito en toda Iberoamérica convirtiéndolo en el más importante escritor peruano hasta entrado el siglo XX. Retirado de toda actividad pública, murió en su casa de Miraflores el 6 de octubre de 1919.

Casa Ricardo Palma

Casa de Ricardo Palma

Dirección: Calle General Suárez 189, Miraflores.
T: 4455836
Horario de visitas: De lunes a viernes de 9:00 a 12:30 y de 14:30 a 17:00 PM
Adultos: S/.6.00
Estudiantes: S/.3.00
Web: Casa Museo Ricardo Palma

Autor: Guillermo Guedes Ontaneda